Cómo enfrentar fechas difíciles

1

En el aniversario de la muerte de tu ser querido, en su cumpleaños, en Navidad, Nochevieja o Reyes, en las vacaciones de verno…. es normal que sientas que tus emociones son una gran montaña rusa y que los recuerdos que pensabas superados vuelven a tu mente con una intensidad inusitada.

Es importante que te prepares con anticipación para afrontar estas fechas de gran contenido nostálgico y emocional. Habla con tus familiares sobre qué actividades te gustaría hacer y no dudes en conversar con los niños sobre lo que deberán esperar durante esas jornadas.

La próxima semana es 1 de noviembre, día de difuntos, ¿qué vas a hacer? ¡No dudes en compartir tus comentarios con nosotros!

Aquí te acerco 21 sencillas maneras de rendir homenaje a la vida de tu ser querido expresando lo orgulloso que te sientes de haber tenido la fascinante oportunidad de compartir tu vida con él o ella.

  1. Visita el cementerio.  Organiza una visita al cementerio en la que puedas llevarle flores y hablar con él sobre lo que has sentido durante este año que ha pasado luego de su dolorosa muerte.No tengas temor de llorar ni de hablar frente a su tumba, es una saludable manera de expresar la tristeza que sientes por su pérdida.   Si crees que no puedes afrontar esta visita solo, no dudes en solicitar a un familiar o amigo que te acompañe hasta allí.
  2. Escribe una memoria online o enciende una vela virtual.  Internet nos ofrece variadas formas de rendir homenaje a nuestro ser querido ya sea encendiendo una vela en su nombre, escribiendo unas breves palabras sobre su fallecimiento, etc. Estas dedicatorias suelen publicarse junto con una fotografía tanto a través de las redes sociales como sitios web especialmente dedicados a diseñar mensajes conmemorativos. Te recomiendo este servicio gratuito que te permitirá recordar a tu ser querido a través de un tributo virtual: I Remember You.
  3. Realiza una misa.  Considerando la religión a la que perteneces puedes organizar una ceremonia en la iglesia o templo más cercano a tu hogar en la que puedan asistir los familiares más íntimos de la persona fallecida. Esta pequeña reunión religiosa te permitirá sentir el apoyo espiritual y emocional de tus seres más queridos.
  4. Enciende una vela.  Elije un espacio de la casa que a tu ser querido le gustaba disfrutar y enciende una vela en su nombre.Si lo deseas junto con esta vela puedes colocar la foto que tan lindos recuerdos trae a tu memoria así como pronunciar una oración. Verás que este pequeño homenaje te ayudará a encontrar calma en un día de intensas emociones.
  5. Realiza una actividad solidaria.  Piensa qué regalo le hubiese gustado recibir a tu ser querido, cómpralo y dónalo a una persona que lo necesite. Por ejemplo, puedes brindárselo a un anciano que resida en un geriátrico y que quizá no tenga nadie quien lo visite.
  6. Prepara su comida preferida.  ¿Extrañas esas comidas que solían compartir juntos? Esta fecha tan especial puede ser una excelente oportunidad para volver a disfrutar con la familia aquel plato que a él tanto le gustaba. Piensa qué le hubiese gustado comer y busca la receta por Internet. Verás qué reconfortante es volver a degustar el sabor de aquella comida que tantos recuerdos trae a tu mente. Aquí te dejo un sitio web en el que podrás encontrar una variedad de platos: Cocina del Mundo.
  7. Planea una reunión familiar. En esta fecha tan especial es normal que sientas deseos de estar solo. Sin embargo, esto no será saludable para ti. Organiza una reunión familiar en la que los miembros más íntimos de la familia puedan compartir un espacio de acompañamiento y comprensión mutua en el dolor.Es una gran oportunidad para contar cómo nos ha ido durante este proceso de duelo así como rememorar la vida del ser querido fallecido mediante el relato de anécdotas en las que las lágrimas se mezclan lentamente con las sonrisas.
  8. Lanza una nota al cielo. ¿Qué te gustaría decirle a tu ser querido luego de este año que has vivido sin su presencia? Redacta una nota en la que vuelques tus emociones, deseos y temores. Luego átala a un globo de helio y suéltalo en una plaza o parque que solías recorrer con él. Cada palabra que hayas escrito llegará al cielo para que él pueda verla.
  9. Visita un lugar al que ibas con tu ser querido. ¿No quieres pasar esta fecha tan especial en tu casa? Entonces realiza un paseo por un lugar que antes solías visitar con él. Puede ser un parque, un bar, un museo o cualquier otro destino que hasta hace unos meses disfrutabas en su compañía. Será una grata oportunidad para recordar los bellos momentos que han compartido en este lugar donde las conversaciones se entremezclaban con una mágica diversión.
  10. Escríbele una carta. La escritura es uno de los medios de expresión más importantes que tiene el doliente al momento de sanar sus emociones. No dudes en escribirle una carta a tu ser querido contándole cómo te ha ido desde su partida, háblale con sinceridad y verás que sentirás un gran alivio en una fecha tan difícil como esta.
  11. Realiza una caja de recuerdos. Pide a cada miembro de la familia que deposite en esta preciada caja aquel objeto, video, CD o foto que traiga a su mente las más bellas anécdotas compartidas con el ser querido fallecido. Esta actividad familiar no sólo será muy reconfortante para homenajear al difunto sino que podrá recurrirse a ella cada vez que así lo desee cualquiera de sus familiares en duelo.
  12. Realiza un CD con la música preferida de tu ser querido. La música es un medio de expresión inigualable. El diseño de este CD o MP3 con las canciones que solía disfrutar tu familiar no sólo te permitirá adentrarte en tus emociones más profundas sino que te conectará de una manera especial con tu ser querido fallecido recuperando la esencia de su personalidad en cada una de estas melodías. Comparte una copia de este CD con tus familiares y no dudes en pedirles sugerencias a la hora de seleccionar las canciones que estarán allí incluidas.
  13. Escribe una carta a tus familiares. Así como la escritura será una gran herramienta para dedicarle unas palabras a tu ser querido también será un medio de expresión fascinante para poder comunicarles a tus familiares más íntimos cómo te has sentido en esta fecha tan especial, qué actividades piensas hacer para sobrellevar este día y lo bien que te hace sentir que estén al lado tuyo en los momentos de mayor dolor. Verás no sólo que posee un gran poder curativo para ti sino también para las personas que reciben esta carta y que están atravesando este duelo al igual que tú.
  14. Dona objetos de tu ser querido. ¿Tienes la ropa de tu ser querido tal como él las dejó? Tómate unos minutos y reflexiona si a tu ser querido le gustaría donar estas prendas a aquellas personas que viven en situaciones de extrema necesidad. No se trata de desprenderte de todos sus objetos personales sino tan sólo de aquellos que no necesitas a tu lado pero que podrían ser de gran utilidad para otros. Puedes brindarlos a un refugio de caridad o bien a una familia que pueda aprovecharlo. No hay dudas de que tu familiar estaría muy orgulloso de ti.
  15. Haz una actividad que tu ser querido disfrutaba. ¿Tu ser querido solía deleitarse con un paseo en bicicleta? ¿Amaba caminar por la playa? ¿Disfrutaba de un picnic en el parque? Piensa en cuáles son las actividades que solía disfrutar durante sus ratos libres y tómate unas horas para realizarlas tú también. Verás cómo te ayuda a recordar los gustos, sueños y rasgos de su personalidad que tantas buenas anécdotas han quedado conservadas en tu corazón.
  16. Crea un ritual para celebrar su aniversario. Crear nuevos rituales especialmente dedicados para estas fechas tan especiales son también un modo de homenajear y celebrar la vida de tu ser querido. Puedes reunir a tus familiares más íntimos y coordinar entre todos una actividad que se realice en cada aniversario de su muerte. Por ejemplo, si tu ser querido era un apasionado de la naturaleza, pueden organizar una salida al aire libre o bien coordinar un paseo en bicicleta en un parque.
  17. Diseña un Libro de los Recuerdos. ¿Era un gran escritor de poesías y conservas sus borradores? ¿Tenía gran habilidad para realizar deliciosas comidas? Piensa en cuál era el o los hobbies que más le fascinaban hacer a tu ser querido y reúnelos en un libro. En él puedes conservar sus recetas más exquisitas, sus escritos o fotografías en donde se lo puede ver disfrutando este momento de recreación. Pídele ayuda a tus familiares más íntimos para así reunir en este libro las actividades que más le apasionaban. Imprímelo y realiza copias para distribuirlas entre amigos y familiares durante el aniversario de su muerte.
  18. Cumple uno de sus sueños. Piensa por unos minutos cuáles eran aquellas cosas que dejó pendientes o aquellos sueños que por motivos laborales, económicos o de tiempo nunca pudo concretar y ¡anímate a cumplirlo! Por ejemplo, si tu familiar deseaba fervientemente asistir a un recital de música, no dudes en comprar entradas e ir con tus seres más queridos. No sólo podrás honrar la memoria de tu ser querido sino que también podrás cumplirle aquel sueño que siempre deseó.
  19. Busca tu felicidad. ¿Quieres saber cuál es el mejor homenaje que puedes hacer a tu ser querido? Buscar con pasión y constancia la felicidad que tanto necesitas en tu vida. No sólo se sentiría orgulloso de ti sino que estaría tan feliz como tú. Nuestros seres queridos sólo desean lo mejor para nosotros por lo que debemos reflexionar sobre cuáles son las relaciones, experiencias y personas que nos hacen daño y nos impiden seguir en el camino de la felicidad. Aléjate de ellos y demuéstrale a tu familiar que has aprendido a valorar el verdadero milagro que es la vida.
  20. Planta un árbol. A veces perdemos de vista lo maravillosa que es la vida. Sin embargo, la naturaleza nos recuerda una y otra vez sobre el milagro de poder disfrutar el aquí y el ahora ¿entonces por qué no plantar un árbol dedicado a nuestro ser querido? Puede ser en el jardín de la casa o bien en su parque preferido. Con este pequeño gesto no sólo podrás homenajear la vida de quien ya no está contigo sino que también será un valioso lugar al que puedas ir cada vez que desees sentirlo a tu lado. En este enlace te recomendamos cuál es el mejor árbol de acuerdo al clima en donde vives.
  21. Habla sobre tu ser querido con quienes no lo conocieron. Luego de la partida de tu ser querido, probablemente hayas encontrado en el camino de la vida nuevos amigos, compañeros de trabajo o una nueva pareja que no han tenido la oportunidad de disfrutar de tu difunto. Una excelente forma de homenajear su vida en este aniversario es contándole a ellos las más maravillosas anécdotas que has compartido con él. No sólo mantendrás viva su memoria sino que rendirás un verdadero homenaje a sus pensamientos, valores y principios.

 

De doliente a doliente: 7 Consejos para la ayuda mutua

 dolor en duelo

Nadie quisiera atravesar el dolor que produce la pérdida de un ser querido pero, inevitablemente, todos nosotros más de una vez deberemos vivir este triste momento… A veces de una manera inesperada y otras luego de una larga enfermedad, la vida de tu ser querido termina dejando tras él un gran vacío y desolación. En este arduo camino emocional, la ayuda y contención de nuestros seres queridos será muy importante. Sin embargo ¿todos tenemos la capacidad y la sabiduría para ayudar a los demás? ¿Sirven mis propias experiencias personales como guía para otros dolientes?

Te recomiendo que leas estos 7 consejos para que tu ofrecimiento de ayuda sea un verdadero bálsamo de paz para quien está en uno de los momentos más dolorosos de su vida.

1. PREPÁRATE PARA REVIVIR TU DOLOR. Ayudar a otro doliente en uno de los momentos más difíciles de su vida te enfrentará a un profundo desafío emocional: reencontrarte con tu propio dolor. Antes de ofrecer esta ayuda piensa por unos minutos ¿estoy preparado para revivir el dolor que me ha provocado a mí la muerte de un ser querido? Escuchar el angustiante relato de un doliente que ha perdido a su familiar te hará volver a aquellas experiencias personales para reflexionar y revivir este dolor. Debes estar preparado no sólo para escuchar los testimonios más desgarradores sino para reencontrarte interiormente con nuevos y viejos sentimientos que parecían olvidados… Esto no significa que volverás a atravesar este proceso de duelo sino que es necesario estar preparados para afrontar momentos de tristeza, culpa o arrepentimiento debido a la identificación que podrías tener con las palabras del doliente a quien estás ayudando.

2. CONOCE TUS PROPIOS LÍMITES. Tus deseos de ayudar a otros dolientes pueden hacerte olvidar cuáles son tus propias limitaciones personales, profesionales, etc. frente a este dolor. Es primordial que antes de comenzar con esta ayuda te tomes unos días de reflexión en los que puedas establecer una conversación interior para no sólo conocer tus habilidades sino también tus limitaciones en la tarea de acompañante. Pregúntate ¿en qué casos no podría actuar? ¿Olvidaré de cuidar de mí mismo? ¿Podré marcarle los límites al doliente? En muchos casos el dolor por la muerte de un familiar se vuelve agudo y crónico por lo que la depresión hace que surjan pensamientos suicidas… En estos casos debes reconocer que tu ayuda ya no es suficiente por lo que deben intervenir profesionales de la salud mental para proporcionarle un tratamiento adecuado. Te recomiendo ver este video para infórmate sobre los signos patológicos del duelo.

Sigue leyendo

“EL BUSCADOR-JORGE BUCAY” de cuentos para pensar.

Buenos días de sábado, llevo dos horas reinstalando programas en mi nuevo PC cuando me doy cuenta de que esta entrada se había quedado como borrador y no se podía leer. ¡Qué desastre!

Menos mal que no me olvido de vosotros y le he vuelto a echar un vistazo. Sale sólo con unas horas de retraso. Espero que paséis una buena semana. Os dejo con la historia. Un abrazo.